CABRITOS MÁS CARNOSOS

imageLas cabras se domesticaron por primera vez en el oriente próximo procedente de la capra aegarus conocida en Persia como padang. Es muy posible que la domesticación fuera posible en áreas cercanas a los Montes Zagros. Se sabe este detalle gracias a las excavaciones realizadas en el área y por la abundancia relativa de huesos que se determina fue en periodos cercanos al Neolítico.

Desde entonces se conoce el consumo de la carne de cabra, y ahora, investigadores de la Universitat Politècnica de València (UPV) y del Centro de Investigación y Tecnología Animal de Segorbe (Castellón) han logrado, cruzando cabras de la raza Murciano-Granadina con sementales Boer, cabritos con más carne que incrementarán el beneficio económico del ganadero en 6,3 euros.

Esta investigación, liderada por el Instituto de Ciencia y Tecnología Animal de la UPV, ha sido la primera en Europa en cruzar la mejor raza nacional caprina de leche, la Murciano-Granadina, con una raza caprina de carne originaria de Sudáfrica, la Boer, y de este modo han obtenido cabritos con un mayor potencial cárnico. Sus ventajas no terminan en un mayor beneficio gracias al aumento de producción cárnica, sino que también supone una disminución de costes para los ganaderos, ya que el cabrito cruzado llega dieciocho días antes a los nueve kilos de peso y lo que significa un ahorro en mano de obra y en lactancia, al reducirse el periodo y dado que están alimentados con leche en polvo.

Explica Nemesio Fernández, catedrático de Producción Animal de la UPV, que “actualmente, el ganadero obtiene entre cinco y seis euros de beneficio por cabrito y con este cruzamiento logramos un ahorro notable en lactoreemplazante, ya que el beneficio total por animal rondaría los doce euros“.

El estudio se llevó a cabo en la granja experimental de pequeños rumiantes del Instituto de Ciencia y Tecnología Animal de la UPV. Durante el proceso de investigación los científicos evaluaron y compararon el peso al nacer, la ganancia media diaria, el índice de conversión lactoreemplazante y las principales características de la canal de los cabritos alimentados mediante lactancia artificial hasta los nueve kilos de peso.

Javier García Albaladejo

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s